Show simple item record

dc.creator Radford Ruether, Rosemary
dc.date 1995-09
dc.date.accessioned 2017-07-12T22:35:04Z
dc.date.available 2017-07-12T22:35:04Z
dc.identifier http://repositorio.uca.edu.ni/4019/1/Im%C3%A1genes%20masculinas%20y%20femeninas%20de%20lo%20divino.pdf
dc.identifier Radford Ruether, Rosemary (1995) Imágenes masculinas y femeninas de lo divino. Diakonia (75). pp. 4-17.
dc.identifier.uri http://hdl.handle.net/20.500.12032/445001
dc.description Las evidencias arqueológicas nos llevan a concluir que la imagen humana más antigua de lo divino era femenina. De los tiempos paleolíticos hasta los neolíticos, y en los comienzos de la civilización antigua, encontramos una extensa difusión de la imagen de la Diosa, sin una figura masculina a la que se fe rindiera culto. E. O. James, en su clásico libro The Cult of the Mother Goddess, cita a M.E.L. Mallowan, quien asevera que “el culto de la madre-diosa es sin duda una de las religiones más antiguas y de más larga supervivencia de la antigüedad”. Un segundo culto antiguo, encontrado en numerosas pinturas en cavernas de la Edad de Hielo, se centraba en el chamán, probablemente masculino, del culto de la caza, aunque no se haya encontrado representación de lo divino. Así la extensa difusión de las Imágenes de la Diosa encontradas en el mundo mediterráneo de la antigüedad y al interior de la India y Europa occidental son los únicos indicios que muestran la manera en que estos pueblos antiguos imaginaron la fuente y los poderes de la vida de los que dependían. Típicamente, sus figuras ponían de relieve los senos, las nalgas y el abultado abdomen de las imágenes femeninas; a la cara, las manos y las piernas se les daba poca importancia, sino más bien una representación imperial de los misteriosos poderes de la fecundidad. La persona humana preñada es la metáfora central de los poderes de la vida en los pueblos que no domesticaban ni animales ni plantas, sino que dependían totalmente de las fuerzas espontáneas de la tierra para recoger su alimento y su cosecha, y cuando la humanidad empezó a Intervenir en los poderes espontáneos de fertilidad, en lugar de solamente depender de ellos, la metáfora de la Diosa siguió dando forma a la imaginación cultural. La humanidad no se visualizó como controladora de estos procesos de vida sino más bien como su cooperadora. El dar forma a figuras femeninas preñadas y enterrarlas en la tierra continuó siendo la manera primordial que tenía la humanidad de experimentar una cooperación mimética con los asombrosos poderes de la vida y la renovación de la vida. Podemos hablar de la imagen humana más fundamental de lo divino como la Matriz Primordial, el gran útero dentro del cual se generan todas las cosas, dioses y humanos, cielo y tierra, seres humanos y no humanos. Aquí lo divino no es proyectado a un mundo más allá de esta tierra, sino que es la fuerza circundante de la nueva vida que rodea al mundo actual y asegura su continuidad. Esto se expresa en la antigua creencia del Huevo Cósmico del cual surgen todas las cosas. La antigua percepción de la Diosa como la Matriz Primordial jamás ha desaparecido totalmente de la imaginería de las religiones humanas, a pesar de la sobreimposición del monoteísmo masculino. Sobrevive en la metáfora de lo divino como el Fundamento del Ser. Aquí lo divino no está "allá arriba" como yo abstracto, sino abajo y alrededor de nosotros como la fuente de la vida y de su renovación; espíritu y materia no están separados de manera jerárquica. Aquello que es más básico, la materia (madre, matriz), es también más poderoso, imbuido de los poderes de la vida y el espíritu.
dc.format text
dc.language es
dc.publisher Centro Ignaciano de Centroamérica
dc.relation http://repositorio.uca.edu.ni/4019/
dc.rights cc_by_nc_nd
dc.subject 233 Género humano
dc.title Imágenes masculinas y femeninas de lo divino
dc.type Article
dc.type PeerReviewed


Files in this item

Files Size Format View

There are no files associated with this item.

This item appears in the following Collection(s)

Show simple item record

General Search


Browse

My Account